Chontacones

El chontaduro es de amores y odios, es cierto que su aspecto y textura pueden no ser tan llamativos, pero yo estoy del lado de los amores y, viviendo en Bogotá, es muy dificil satisfacer este antojo. Pero a un ingeniero agroindustrial payanés se le ocurrió una idea de negocio que materializó en Chontacones, y ahora los podemos disfrutar tostaditos, empacados, saladitos, aunque también vienen con miel para los que les gusta dulces.

Solo los he encontrado en una bomba de gasolina de la calle 127 con 7 en Bogotá. La empresa solo tiene sitios referenciados de venta en Popayán, Armenia y Valle del Cauca entonces tocaría encargarlo a algún buen amigo.

¡Son una delicia y valdría la pena! Y con lo nutritivo y llenador que es el chontaduro hace que este bocadito sea perfecto como snack, o encima de una sopa o ensalada, o dentro de un sánduche, o acompañando el sánduche. Hay que darles la oportunidad y si los encuentra, por favor, cuéntenos dónde porque se ha vuelto toda una misión encontrarlos en Bogotá.

Precio: 3.000$ la bolsa de 28 gr

WEB – INSTAGRAM @chontacones