Tanoshiibis

Me estuve preguntando unos días, varios, si escribir sobre Tanoshii o no… Nos invitaron a la presentación de su nuevo concepto, con una cocina que abarca ahora muchos platos más que su tradicional Sushi Lounge, y en general tuvimos una sensación extraña. Como que si como que no, lo que me hizo preguntarme si realmente vale la pena recomendarlo. En el cartelito #comoenasia con el que fuimos posando los blogueros allí congregados escribimos “Todavía no… pero pronto”, evidentemente no ha aparecido dicha foto en sus redes, debimos salir bien feos…

El espacio dentro del Hotel Marriott es agradable, muy amplio y con mesas de diferentes diseños que le permiten a uno escoger en qué tipo de ambiente quiere comer. Tienen una terraza linda como para tardear y tomarse unos cócteles, que por cierto están bastante bien diseñados. Propuestas de coctelería donde el sake es protagonista y lo combinan con hierbas, frutas y licores, dando opciones diferentes y bien ricas. El ganador: el de manzana con anís y un toque de aguardiente, y eso que personalmente no la logro con el aguardiente nunca.

En la susodicha presentación nos pusieron a probar de todo, un esfuerzo tremendo porque la verdad es que los platos son bien generosos, y por poco salimos a punto de reventar. Empezamos por el sushi que estaba bastante bien de sabor y textura pero con un error fatal al menos en nuestra mesa: ¡¡¡ni wasabi -excepto unos dibujitos en el plato- ni jengibre!!!

Apareció una Ensalada de Camarones y Pomelo muy buena, súper refrescante y con los camarones en su punto, aunque si le faltó un no se qué, un no se dónde para ser perfecta. Echamos en falta ese puñetazo de sabor y complejidad que debería dejarte un aliño asiático bien ejecutado.

Seguimos con el Ramen de Cerdo, un caldo muy rico con unos tallarines de huevo no tan increíbles, cortes de cerdo parrillado muy rico pero un poco complicado de comer por su tamaño y la obvia carencia de cuchillo en la mesa.

Finalmente, probamos 3 opciones de plato fuerte: un Salmón Katsú con unos noodles realmente pasados de cocción y nada interesantes; unas Costillas de Cerdo glaseadas, deliciosas y abundantes, aunque nada asiáticas, acompañadas con un arroz con verduras “x”; y finalmente unos Mariscos al Curry Rojo, bastante ricos pero picantes que prendían fuego, así que si los piden tengan cuidado.

Al final vinieron unos postres hermosos. Primavera de mango y jengibre con una gelatina de jengibre deliciosa, Coco Pasión y Paleta Sorpresa de Cítricos. En general predominaron los sabores a mango y maracuyá llegando a un momento en que ya los 3 postres nos supieron iguales. El único diferente fue un Nido de Lychees en Crema de Sake, Lychees tempura sobre un bizcocho de sésamo, aunque no lo escogería; si fuera a probar solo un postre me quedo con la Primavera.

Todos los comentarios aquí presentes los hicimos directamente a uno de los chefs del restaurante, así que es posible (espero) que hagan los ajustes necesarios para que cuando ustedes vayan todo les salga bien. Sentí que tomaron bien todo lo que les dijimos, lo que en parte me empujó a recomendar que lo visiten y se atrevan a darles una oportunidad, a lo mejor los sorprenden y, por lo menos, ¡¡¡con hambre no van a salir de ahí!!!

Precio: entre 30.000$ y 60.000$ por persona

TANOSHII ASIAN CUISINE & LOUNGE BAR

Av. El Dorado # 69B – 53 – Tel.: 485.1111 – Ciudad Salitre – Fontibón

WEBFACEBOOKTWITTER – INSTAGRAM @tanoshiicol