IMG_0325bis

¡¡¡Pequeño gran descubrimiento!!!

Es el del Pomarossa un minúsculo, íntimo y ecléctico local. Atendido por una vibrante y desenfadada Vanessa que no dudará en recomendarte el plato semanal, las sangrías y los postres caseros. Fíate ciegamente de ella.

En nuestro caso caímos en la tentación de una de sus propuestas de Costillas de cerdo, son la especialidad de la casa junto a unas salchichas caseras que prometemos probar en la próxima visita. Costillas tiernérrimas y jugosas, en este caso con una salsa de Bourbon, mostaza, romero y miel. Las escoltaban una sencilla ensalada de lechuga y tomate, y unos generosos bastones de yuca con una muy campeona mayonesa de hierbas.

Los dioses de la glotonería quisieron que ese día el plato especial semanal fuera Porchetta…. Golosa a más no poder, acompañada de polenta y queso fundente. Si de sacar un pero se trata, quizás comentar que la piel del chancho debería quedar, en su totalidad, crujiente. Platazo de todas maneras. Sin dudarlo.

Ya el detalle de que me sirvan un vasito de agua con el café expreso lo considero todo un detalle de cercanía y servicio, pero si servidor pide azúcar o panela, le responden que van a ver y al cabo de 30 segundos aparece la mesera con un cuenquito lleno de panela recién molida… eso me saca una gastrolagrimita… es muy difícil atender bien a un cliente… pero también es muy fácil seducirlo con pequeños detalles que marcan una importante diferencia…

¡¡¡Rica comida, buenos precios, excelente atención. Bravo y bravo!!!!

Secreto: todos los viernes sirven un celestial codillo de cerdo bañado en cerveza, manzana en mantequilla y puré de papa. No digo más.

Precio: entre 25.000$ y 40.000$  por persona según glotonería

POMAROSSA

Carrera 11A # 95 – 21 – Tel.: 755.9147 – No abren en las noches – L-V 10:30-16:30 S: 12:00-16:00

FACEBOOKINSTAGRAM